Manchas blancas en los dientes

manchas blancas dientes

Esas manchas blancas que puedes notar en tus dientes se deben a la pérdida de contenido mineral en el esmalte. Indican la existencia de descalcificación en esas zonas. Las causas por las cuales aparecen estas manchas son diversas.  

Causas de las manchas blancas

Las principales causas de manchas blancas en los dientes se deben a:

Caries

Una mancha blanca en tu dentadura puede ser el comienzo de una caries. La acumulación de la placa bacteriana causa la desmineralización del diente. Esto hace que en la superficie del diente se observe una capa más blanca.

Mala higiene

Si no realizas una limpieza correcta y total de dientes, encías y lengua, esto puede causar alguna enfermedad periodontal, como las manchas blancas. Los que llevan brackets deben tener un cuidado especial ya que la acumulación de placa bacteriana en estos puede ocasionar descalcificación.  

Fluorosis

Otra causa de las manchas blancas puede ser un exceso de flúor que se acumula en el esmalte, ya sea por la fluoración del agua o cuando utilizamos un dentífrico de baja calidad. En los niños, la causa de una mancha blanca puede ser un exceso de flúor durante la formación de su dentadura.

Por eso, los odontopediatras recomiendan no usar cremas dentales con flúor y en su lugar utilizar un dentífrico especial para niños.  

Hipoplasia

Es conocida como la falta de mineralización del esmalte dental. Esta puede ocurrir durante el proceso de formación de los dientes de leche, como también de los definitivos. Ya sea por enfermedades, malnutrición, infecciones, traumatismos dentales, fiebre o medicación.

Dieta deficiente

El exceso de alimentos ácidos y/o dulces, así como una alimentación escasa en calcio, fósforo y magnesio, puede causar estas manchas blancas.

Celiaquía

Los celíacos sin diagnóstico sufren de manchas blancas en sus dientes. Es posible, en algunos casos, que ambas condiciones estén relacionadas. La mejor solución es una buena alimentación.

Como eliminar y prevenir estas manchas

Sólo nuestro dentista en San Sebastián debe valorar el estado de la dentadura así como indicar el tratamiento más apropiado. Estos tratamientos varían de acuerdo a la gravedad y profundidad de las manchas. Pueden ser una limpieza profesional, empaste, carillas dentales o blanqueamiento.

Al conocer el origen y las causas de las manchas, una vez realizado el tratamiento respectivo, lo ideal es aplicar en nuestra rutina diaria pautas fáciles. Estas ayudarán a evitar nuevamente la aparición de esta situación.

En primer lugar, está una higiene bucodental correcta. Debes cepillarte todos los días después de cada comida y utilizar frecuentemente el hilo dental. También son importantes las revisiones periódicas para comprobar el estado de tu salud dental.

¿Qué es una endodoncia multirradicular?

endodoncia multirradicular

Al hablar de endodoncia, nos referimos al procedimiento de odontología que se encarga de tratar los problemas que se presentan en la pulpa del diente. Estos son los tejidos blandos que se encuentran dentro de cada pieza dental y es justamente allí donde están los nervios, así como los vasos sanguíneos.

La zona del conducto que está en el interior de la corona, por su parte, es denominada como cavidad pulpar. Por su parte, el área que corresponde a la raíz es conocida como conducto radicular y es el encargado de conectar con el hueso maxilar.

Gracias a este procedimiento se evita la extracción de las piezas dentales que pueden conservarse aun y cuando esté desvitalizado.

En este artículo te vamos a hablar de qué es una endodoncia multirradicular. 

Tipos de endodoncia

Como ya te hemos dicho, la endodoncia es la manera como se tratan los daños en la pulpa, ya sea en los nervios, vasos sanguíneos o incluso en ambos. Según la cantidad de conductos que se deban retirar, el tipo de endodoncia podría variar entre:

  • Unirradicular: Está dirigida a los dientes premolares, también conocidos como anteriores, que cuentan con una sola raíz.
  • Birradiculares: Son los molares y premolares con dos conductos.
  • Multirradiculares: Los más complejos, pues se trata de los molares con dos o más raíces.

¿En qué consiste el tratamiento?

Aquí vamos a describir cómo se realiza una endodoncia multirradicular en diferentes pasos:

  1. El primer paso es aplicar la anestesia local. Dependiendo del cuadro específico, el especialista determinará la cantidad necesaria. Recuerda que esta debe estar completamente dormida la zona para empezar a trabajar.
  2. Ahora, una vez hecho efecto, es momento de abrir la cavidad de manera total. De este modo, conseguirá una visibilidad completa de lo que se conoce como cámara pulpar. Allí se encuentran los diferentes conductos que mantienen la comunicación de la pulpa con el organismo.
  3. Este paso quizá es el que más tiempo toma y debe hacerse de manera cuidadosa. Se trata de encontrar los conductos del molar, entendiendo que pueden variar y no siempre el número es igual a la cantidad de raíces.
  4. Una vez localizados y determinada la cantidad de milímetros, es momento de liberarlo con ayuda de las limas que irán ayudando a la obturación.
  5. Al tiempo, el especialista va aplicando hipoclorito sódico con intención de eliminar las bacterias que puedan estar presentes.
  6. La obstrucción de los conductos se realiza con un material conocido como la gutapercha. Al combinarla, forma una especie de cono que ayuda a sellar por completo y evitar la comunicación de estos con la dentina.
  7. Después, es momento de reconstruir el diente con ayuda de una corona.
  8. Una vez que pase el efecto de la anestesia, el paciente volverá a su rutina habitual. Además, sin que haya impedimento de ningún tipo por la pieza intervenida.

¿Has sufrido una fractura del maxilar?

rotura maxilar

Al hablar de fractura del maxilar puede que algunos se sorprendan, por lo doloroso que suena apenas el mencionar ese termino y claro que lo es. Esta se presenta como resultado de un traumatismo que se produce por un golpe violento ocasionado en algún accidente. Este puede ser de tipo laboral, deportivo, de coche, entre muchos otros, además de una agresión física, claro.

Una fractura del maxilar, aparte de causar un dolor extremadamente intenso, impide además que los dientes encajen entre sí y que el paciente pueda abrir la boca de manera correcta. 

Aparte, cuando el área afectada es la superior, también se presentan algunas alteraciones en la vista, conocida como visión doble. Algunos de los músculos se insertan en el maxilar, aunque debes saber que en la mayoría de los casos es la mandíbula la más afectada.

Pasos a seguir tras la factura del maxilar

En primer lugar, debes saber que este tipo de fractura requiere de una exploración cuidadosa por parte de nuestro dentista. Cualquier golpe con la fuerza como para producir la fractura del maxilar también puede que haya afectado el cuello. Esto trae suficiente consigo una lesión cervical, aparte que siempre será necesario descartar una conmoción hemorragias cerebrales e internas.

Apenas se presenten este tipo de lesiones, será necesario buscar atención médica inmediata, siendo la inmovilización del maxilar el primer paso. Aquí, el paciente debe cerrar la boca y se procederá a encajar los dientes en el sitio. Después, se le realizará un vendaje que rodeará la cabeza por debajo del mentón y en el perímetro vertical.

En el hospital, el especialista determinará la magnitud de la lesión. En cuadros leves, normalmente se soldará por sí sola. Solo se mantendrán analgésicos durante el período de recuperación para reducir la inflamación y aliviar el dolor. Además, el paciente sigue una dieta a base de líquidos por un tiempo.

Es importante destacar que, en la mayoría de los casos, es necesario optar por la cirugía para reparar la fractura. Esto se logra con la colocación de dos placas, una en la parte interior y otra en la exterior, además de algunos alambres que ayudan a mantener los dientes en su lugar y evitar malformaciones.

Aunque cada cuadro varíe, las fijaciones deben estabilizarse por un período que puede variar entre seis y ocho semanas para luego ser retiradas.

No suelen haber efectos secundarios o secuelas de este proceso. no obstante es importante mantener ciertos cuidados con el área afectada para evitar posibles nuevas lesiones.

¿Qué es la endodoncia Rotatoria?

endodoncia rotatoria

Cada vez son más los avances que hay en la odontología, ya que existen tratamientos muy efectivos para restaurar piezas perdidas. Cuando un diente se daña por caries o cualquier motivo, la última opción será la extracción.

Por eso, la endodoncia rotatoria es la mejor opción porque permite conservar el diente deteriorado o enfermo y evitar el traumatismo que conlleva no tratarlo o las infecciones.

Endodoncia Rotatoria: ¿qué es?

Es un tratamiento y su principal objetivo es extraer la pulpa necrosada o lesionada por un traumatismo dental, una caries profunda o una periodontitis y eliminar todas las bacterias que hay en los conductos internos del diente.

Al estar limpios y desinfectados, se comienzan a obturar para salvar la pieza y así evitar nuevas infecciones.

La aparición de un flemón, sensibilidad, dolor intenso o coloración oscura del diente, son señales de que  hay una infección o existe una lesión que debe ser tratada por una endodoncia rotatoria para evitar que el problema empeore y tener que extraer el diente.

¿Cómo funciona la Endodoncia Rotatoria?

La endodoncia rotatoria tiene uso de instrumental específico que permite asegurar una mejor obturación de los conductos y limpieza y reducir el tiempo del tratamiento.

Además, el tratamiento pasa por distintas fases:

1. Diagnóstico

Desde nuestra clínica dental en San Sebastián realiza un estudio radiológico profundo para comprobar el alcance de la infección, la forma del diente y el tamaño de los nervios.

2. Limpieza de los conductos radiculares

En este procedimiento se extrae la pulpa dental por medio de la apertura de un orificio, es decir, la corona del diente. Luego, se limpia la zona y se desinfecta.

3. Obturación

Se rellena el hueco que se dejó por la pulpa y se sella perfectamente el espacio vaciado con un material biocompatible.

4. Reconstrucción

En ocasiones, solo basta con un empaste, pero normalmente se reconstruye la pieza y se coloca una funda que lo proteja y le dé un aspecto natural y vuelva hacer funcional.

La endodoncia rotatoria es un procedimiento complicado. No obstante, se logra realizar en una sola sesión y colocando anestesia local. En casos extremos se prescriben antibióticos antes de empezar el tratamiento y siempre se tendrán que ir a revisiones sucesivas.

Ventajas de una Endodoncia Rotatoria

Estas son las ventajas que tiene una endodoncia rotatoria:

  • Rapidez: Las limas que se emplean están mecanizadas. Esto quiere decir, que la velocidad en la que se realiza el tratamiento es mayor que en las otras técnicas.
  • Conserva la pieza: La endodoncia rotatoria es la única que permite conservar el diente después que la infección haya alcanzado la raíz.
  • Limpieza profunda: Está endodoncia utiliza limas de níquel-titanio de mayor flexibilidad que permiten alcanzar todo el conducto radicular sin provocar daños.
  • Menos molestias: Es más cómoda porque emplea menos tiempo en la realización, es una técnica menos agresiva y solo se necesita de anestesia local.

Conoce nuestro tratamientos relacionados con la Endodoncia en nuestra página web y no dudes en concertar una cita con nosotros ante cualquier problema que te surja.

¿Qué puedes hacer ante una fractura dental?

fractura dental

Nuestros dientes son piezas fuertes y resistentes. No obstante, están expuestos a sufrir fracturas como cualquier otra parte de nuestro cuerpo. Este acontecimiento puede tomarnos por sorpresa ya que mayormente se generan a causa de un accidente por traumatismo.

Tengamos en cuenta que puede tratarse de una emergencia dental que deberá ser atendida por un profesional. Por cuenta propia no hay nada que podamos hacer para reparar el daño. A pesar de ello, existen una serie de pasos a seguir que pueden ayudar al dentista en el proceso de restauración.

¿Qué es una fractura dental y cómo reconocerla?

Una fractura dental está determinada por la ruptura parcial o completa de una de nuestras piezas dentales. Puede suceder por el impacto o la presión excesiva al que es sometido de manera brusca. La descalcificación o el envejecimiento también pueden ser una causa.

Este suceso puede ser visualmente evidente, pero en algunos casos no es notorio a simple vista. Para determinar el tipo de fractura y la gravedad del mismo será necesario realizar radiografías.

Posibles síntomas

Si se presentan algunos de estos síntomas, es probable que haya una ruptura:

  • Presencia de bulto o hinchazón
  • Problemas de sensibilidad al consumir alimentos fríos o calientes
  • Dolor intermitente que se agudiza al morder
  • Sangrado leve o moderado
  • Sensibilidad al tacto o irritabilidad del área.

¿Qué medidas tomar ante una fractura dental?

Ante cualquier sospecha de fractura dental debemos acudir inmediatamente al médico para evitar complicaciones. Retrasar la visita al odontólogo puede traer infecciones y la pérdida del diente natural.

De haberse producido un desprendimiento parcial, se aconseja recoger el fragmento y colocarlo en suero fisiológico. El mismo no debe ser limpiado con ningún tipo de solución ni químicos.

Por otra parte, si la pieza se cae entera lo recomendable es devolverlo a su cavidad mientras se acude al dentista. En caso de haber sangrado, es aconsejable morder una gasa para controlar la hemorragia.

Tipos de fracturas dentales

No todas las fracturas dentales son iguales. Como hemos dicho, el tipo de fractura determinará la gravedad del daño.

En primer lugar, se puede presentar fisura del esmalte y estará representada en forma de grieta o astilla. También existe la ruptura coronaria que afecta tanto al esmalte como a la dentina.

En un cuadro más profundo, está la fractura con afectación pulpar, que produce dolor y afecta los tejidos blandos internos.

Entre las lesiones más complejas se encuentran las fracturas de corona que a su vez abarcan la raíz del diente.

¿Qué tratamientos se aplican en casos de fracturas dentales?

La evaluación del médico podrá determinar un diagnóstico preciso y planificar el tratamiento correspondiente.

Dependiendo del tipo de ruptura, el diente podrá reponerse con un tratamiento con carillas para unirse nuevamente. En otras circunstancias, se deberá llevar a cabo una endodoncia. Si la raíz se encontrara dañada, no se podrá optar por la reconstrucción de la pieza. En este caso, la solución serán los implantes dentales.

De cualquier forma, y gracias a técnicas avanzadas, siempre será posible corregir estéticamente una fractura dental sin importar el tipo.

Los mejores alimentos del verano para mantener la salud bucodental

alimentos verano buenos para dientes

El verano trae consigo cambios drásticos, no solo en las actividades que realizamos sino también en nuestros hábitos alimenticios. Los días soleados y las actividades al aire libre hacen mucho más apetecibles las bebidas frías y azucaradas, así como los helados.

Aunque este tipo de alimentos alivian nuestra sed y nos refrescan, pueden ser perjudiciales para nuestra salud general, incluyendo nuestra cavidad bucal.

No obstante, la naturaleza nos ofrece alternativas que ayudan a mantener nuestra salud bucodental sin sacrificar el sabor y esa sensación refrescante que tanto necesitamos en verano.

La salud bucodental y la alimentación en verano

Tener buena salud en la cavidad bucal, no solo depende de nuestros hábitos de higiene y de acudir cada cierto tiempo al odontólogo. También es el resultado de una alimentación equilibrada y libre de agentes que puedan incrementar los riesgos.

Durante el verano es común que sintamos deseos de consumir bebidas frías artificiales, que por lo general, están cargadas de azúcares, colorantes y hielo. Esto debido a las altas temperaturas que nos hacen sudar y perder la hidratación.

El azúcar, el hielo (se puede consumir sin masticarlo) y los colorantes presentes en helados, granizados y bebidas gaseosas pueden producir un aumento de caries, sensibilidad, manchas en las piezas dentales.

Es por eso que su consumo debe ser bajo y seguido de una correcta limpieza dental.

Alimentos recomendados para cuidar de tus dientes en verano

La buena noticia es que existen distintas opciones refrescantes, deliciosas y muy nutritivas que podemos consumir durante la estación más calurosa y divertida del año.

A continuación, te contamos cuáles son esas alternativas que no te dejarán pasar calor ni atentarán contra tus dientes:

Frutas y hortalizas

El consumo de frutas y hortalizas con elevadas concentraciones de agua es muy aconsejado para mantenernos hidratados en verano. Las puedes mantener más frías si las guardas en el refrigerador antes de ser consumidas. También puedes preparar sopas frías, gazpacho y zumos.

Además, muchas aportan los minerales y vitaminas necesarias para mantener nuestros dientes saludables. Entre las más recomendadas están:

  • Sandía
  • Naranja
  • Melón
  • Kiwi
  • Pepino
  • Apio
  • Tomate
  • Zanahoria

Lácteos

Estos alimentos aportan vitaminas D, A, B y calcio. Elementos necesarios para fortalecer nuestros dientes. Productos como el yogur, la leche y el queso, ayudan a controlar la acidez que incrementa la proliferación de bacterias bucales. Podemos consumirlos fríos en postres, bebidas y meriendas.

Pescados y mariscos

Los mariscos y pescados contienen flúor, calcio, ácidos grasos Omega 3 y mucho más. Son fundamentales para evitar la aparición de caries dentales, así como para evitar la inflamación y sangrado de las encías. Puedes preparar una ensalada refrescante con mariscos, ceviche de pescado y mariscos, etc.

Bebidas

Por supuesto, la bebida más recomendada para nuestra salud general y para nuestra salud bucal es el agua. Mantiene hidratadas nuestras mucosas bucales lo que incrementa la salivación y reduce la sequedad en los labios. Esto evita la proliferación de bacterias. Así que procura beber agua seguido.

Otras bebidas muy refrescantes y buenas para nuestros dientes son: zumos de frutas sin azúcar, bebidas lácteas, té verde y agua de coco natural. Les puedes añadir hielo picado, hierbas como menta, hierbabuena, albahaca y algún endulzante natural como stevia o fructosa.

Los dientes empastados pueden volver a tener caries

dientes empastados caries

Las caries son las enfermedades bucodental más habituales en el mundo, afecta tanto a niños como adultos. Por lo tanto, es necesario acudir a un empaste dental para reparar el diente. Este procedimiento consiste en eliminar la carie de raíz para que no afecte el nervio del diente.

No obstante, muchos usuarios tienden a creer que una vez que ha sido reparado su diente, el problema de las caries ha desaparecido para siempre. Pero la realidad es que sigue expuesto contra las bacterias orales. Ya que el empaste ofrece un método efectivo en el momento de la operación, pero no es una solución definitiva.

Es decir, los empastes son útiles cada vez que la situación lo amerite. Sin embargo, no previene una carie en el futuro. Veamos a continuación, por qué se realiza un empaste dental y cómo prevenirla después de empastar tus dientes.

¿Por qué debes hacerte un empaste dental?

Los empastes se realizan cuando existe una carie. Estos ácidos se convierten en pequeñas aberturas. Son causadas por una limpieza dental deficiente, bacterias en la boca, bebidas azucaradas, entre otros. Empastar el diente significa eliminar cualquier orificio ocasionado por la carie. Y luego se rellena el hueco con pasta. Gracias a este método, el diente se mantiene sano y se evita extraerlo completamente.

Antes de hacer el empaste, el médico le coloca anestesia al paciente para reducir el dolor, después limpia el instrumento y prepara la pasta. Después de añadir la pasta en el diente, se pule el material para que quede camuflado con la pieza. Eliminando cualquier impureza y dejarlo liso. Y este material puede durar hasta más de 10 años en tu diente. Pero ahora, ¿Cómo evitarás que vuelva a aparecer una carie? En este artículo te explicamos cómo hacerlo.

Cómo prevenir las caries después de empastar los dientes

El factor clave para mantener tus dientes saludables, es cultivar buenos hábitos de higiene dental. Esta es la única garantía segura para evitar las caries. ¿Cómo hacerlo? Pon en práctica los siguientes consejos:

Como puedes observar, mantener los dientes saludables es una tarea fácil, todo está en tus manos. Por eso, si ya te hiciste un empaste dental, no tienes que dejar la higiene bucal y dental a la deriva. Manténlos siempre limpios, lejos de las caries.

Mantenimiento periodontal

aparatologia

La enfermedad periodontal es una enfermedad que afecta a las encías. Es causada por la acumulación de placa y sarro a tal grado que puede llegar a comprometer las piezas dentales. Según su gravedad, se divide en dos tipos: la gingivitis, que es el caso leve y la periodontitis, que es un caso más grave e irreversible.

Las personas que sufren periodontitis deben someterse a un tratamiento de limpieza y cirugías bucales para combatir esta enfermedad. Como es una enfermedad crónica, nunca termina de irse por completo. En este caso, el paciente necesitará acudir a consultas periódicas para que el odontólogo se encargue de evaluar el estado de la enfermedad y realizar las recomendaciones pertinentes para evitar el avance de la patología.

Esto es lo que se conoce como el mantenimiento periodontal y es solo una de las fases del tratamiento. ¿Quieres saber más acerca de él y de cómo lo trabajamos nosotros? Sigue leyendo y aprende un poco más acerca de este proceso de rutina que todos los pacientes con periodontitis deben hacer.

¿Qué es el mantenimiento periodontal?

Es una etapa del tratamiento periodontal que se lleva a cabo tras la cirugía periodontal. Debido a la condición de enfermedad crónica que tiene la periodontitis, este mantenimiento debe hacerse periódicamente durante el resto de la vida del paciente. Su finalidad es la de evitar la reaparición o el avance de la enfermedad nuevamente, buscando así evitar la pérdida de dientes.

En esta etapa deben realizarse visitas periódicas al dentista (suelen ser entre 3 y 4 visitas al año). En estas, el especialista realiza una desinfección de la boca para eliminar cualquier rastro de placa o sarro. Es así como las bacterias que provocan la periodontitis pueden ocasionar nuevas lesiones.

Sin embargo, no solo las visitas a nuestras dentistas en San Sebastián componen la totalidad del mantenimiento, sino también la higiene dental de cada paciente. Cepillarse un mínimo de 2 a 3 veces al día, el uso de hilo dental e irrigadores es lo básico para conservar unos buenos hábitos.

¿Cómo hacemos el mantenimiento periodontal?

La etapa de mantenimiento periodontal busca mantener bajo control la periodontitis con revisiones periódicas al paciente. En estas revisiones, verificamos si se ha formado alguna acumulación de sarro, la cual removeremos en caso de existir.

Además de controlar la acumulación de sarro, también se prevé la posible aparición de otros factores de riesgo. Además, realizamos pruebas complementarias, como radiografías y otros estudios de imagenología para llevar a cabo revisiones exhaustivas que nos permitan observar problemas que no se observan a simple vista.

Anomalías en el número de dientes

anomalia numero dientes

Las anomalías en el número de dientes representan uno de los trastornos dentales más comunes. La agenesia dental (ausencia o disminución de piezas dentales) se produce por un fallo total o parcial durante la odontogénesis. Esta patología, congénita además, no refiere a la pérdida del diente, simplemente no salió.

Mientras que la hiperdoncia trata sobre el aumento en el número de dientes. Esta anomalía también ocurre durante la odontogénesis. Entre las consecuencias más usuales se encuentra la maloclusión o la alineación incorrecta de los dientes y, por supuesto, la ausencia total de dientes.

Principales tipos de anomalías dentales

Entre las anomalías en el número de dientes más frecuentes tenemos las siguientes:

  • Anodoncia. Consiste en la ausencia de todos los dientes, aunque no es el más frecuente entre los trastornos.
  • Oligodoncia. Se produce con la ausencia de seis dientes o más.
  • Hipodoncia. Consiste en la ausencia de pocos dientes. Es la que se produce con mayor frecuencia, de hecho estadísticamente 80 ? quienes padecen alteraciones en el número de dientes, carecen de una o dos piezas dentales.

¿Qué causan las alteraciones en los números dentales?

Existen varios factores que inciden en la alteración del número de dientes. El componente hereditario es uno de ellos. Por eso, cuando se detectan este tipo de patologías es recomendable llevar a cabo un estudio al grupo familiar.

Algunos investigadores señalan a los cambios evolutivos como uno de los factores que puede producir el incremento o disminución en el número de dientes. Los cambios en la dieta, a través de generaciones, han traído como consecuencia la disminución de los arcos dentales, por eso no alcanzan a albergar todos los gérmenes dentarios.

Los factores ambientales como traumas, la aplicación de radioterapia sobre los maxilares en medio del desarrollo dental, las infecciones del germen dentario, sífilis congénita, tuberculosis, rubeola, déficit alimentario durante el embarazo o algún padecimiento de cuidado que afecte a la madre durante los primeros días de gestación.

Los síndromes hereditarios también se encuentran entre los factores que producen alteraciones en el número de dientes. Entre ellos podemos mencionar el Síndrome de Down, Síndrome de Wolf-Hirschhorn, Síndrome orodigitofacial, Holoprosencefalia, Displasia ectodérmica o Síndrome de Kallmann.

Síntomas y tratamiento de las alteraciones en números dentales

En la infancia y durante el crecimiento, el síntoma que predomina es la separación notoria entre un diente y otro, lo que produce la maloclusión. Para evitar estas consecuencias, es importante la detección temprana que se realiza por medio de radiografías y revisiones odontológicas en nuestra clínica dental Achútegui.

Estas anomalías se pueden ver en la dentición temporal de los niños y, generalmente, también se observan en la dentición permanente, por eso es fundamental efectuar chequeos dentales a temprana edad. Por lo general se indica la colocación de prótesis o implantes.

Consejos para cuidar la férula de descarga

ferula de descarga

Para nadie es un secreto que el ritmo de vida actual hace que las personas vivan con altos niveles de estrés. Esto hace que desarrollen diferentes patologías que afectan la salud desde diferentes ángulos y por supuesto que esto incluye el área dental.

El bruxismo es el resultado de este agitado día a día, provocando desgaste en las piezas dentales, además de tensiones musculares. Por eso, una férula de descarga sin duda es la mejor arma para combatirlo. Aquí te dejamos algunos consejos para alargar su vida útil lo más posible.

Mojarla antes de usarla

Antes de introducirla a la boca es recomendable mojarla. Esto permitirá que tengas una mejor sensación. Aparte, debes asegurarte que esté bien posicionada. De lo contrario, al cerrar la boca podría acabar rota.

Limpiarla adecuadamente

Nunca laves tu férula de descarga con dentífrico o cloruro. Aunque se trate de una pieza dental, estos productos resultan adversos. Procura siempre hacerlo con jabón neutro y mucha agua. En caso de necesitarlo, puedes ayudarte con un cepillo de prótesis dental.

Nunca la guardes húmeda

Debes asegurarte que la férula de descarga esté completamente seca antes de guardarla en su estuche. De lo contrario, podrías dar pie a la formación de hongos y bacterias que acabarían en tu boca.

Higieniza el estuche periódicamente

No solo la férula es protagonista. El estuche donde la guardas también debe mantenerse en perfectas condiciones para garantizar un óptimo estado. Es recomendable al menos una vez a la semana lavarla igualmente con jabón neutro y secarla perfectamente. De este modo, te aseguras que no se vayan formando bacterias o algún tipo de hongo.

No dejes de usar la ferula de descarga

Aunque parezca un tanto obvio, hay que tener presente que la férula de descarga es una herramienta de uso diario. Cuando la dejas varias noches, es probable que tus dientes se hayan movido un poco y no encaje perfectamente. Esto causa molestias o, en el peor de los casos, que se rompa.

Usa pastillas desinfectantes

Además de una higiene diaria adecuada, procura desinfectarla con ayudas de pastillas especiales al menos una vez a la semana. Estas las puedes conseguir en la farmacia. Solo bastará con sumergirla en agua, añadir la pastilla y dejarla allí por un par de horas.

Recuerda que este es un método complementario, nunca el único que debes aplicar.

Acude a revisiones con el especialista

En caso de observar alguna molestia o dificultad al usarla, acude de inmediato con nuestras dentistas en Donosti. Además, las revisiones periódicas permitirán evaluar cómo va tu tratamiento.