Skip to content

Cómo enseñar a los niños a cuidar sus dientes

Enseñar a los niños a cuidar sus dientes

Enseñar a los niños

“Debes cuidar tus dientes lavándolos después de cada comida ¿No te gustaría tenerlos tan blancos y fuertes como el héroe espacial Buzz Lightyear?”

A menudo tiramos de superhéroes y personajes de cuento como ejemplo para que nuestros niños se acostumbren a cepillarse los dientes a diario, todos los métodos valen siempre que los niños entiendan la importancia de tener una buena salud bucodental.

A esas edades hay que prestar especial atención al cuidado de la boca. Entre el 60 y el 90% de los niños escolares tienen caries dentales-afirma la Organización Mundial de la Salud (OMS)-seguramente a causa de los dulces o de la una mala higiene dental, y aunque muchos de nosotros hemos tenido caries alguna vez, es muy importante enseñar a los más pequeños que los dientes son para toda la vida y que hay que cuidarlos como un tesoro.

Para ello, el ejemplo de los padres desempeña un papel fundamental.

Son los que deben transmitir esto a los niños. Además de llevarlos al dentista, deben infundir la costumbre del cepillado diario en su día a día para crearles un hábito desde pequeños y evitar o disminuir el riesgo de tener problemas de salud dental que pueden surgir con el paso de los años.

O siendo niño todavía. Los dientes de leche se caen, pero no por ello dejan de ser importantes. Hay que cuidarlos como si de los permanentes se tratase ya que sirven para masticar, para pronunciar ciertas palabras y, si se cuidan, para evitar el riesgo de futuras infecciones en los dientes permanentes. Sin olvidar lo que gusta tener una sonrisa bonita.

Sin embargo, podemos comenzar a cuidar la boca de los niños antes incluso de que le salgan los dientes de leche. Estos comienzan a aparecer alrededor de los 6-8 meses de edad, hasta entonces, solamente tienen las encías.

Recomendamos limpiar las encías con una gasa dos veces al día, una vez por la mañana y otra antes de acostarse, para evitar la acumulación de bacterias que puede aparecer en estas zonas.

Cuando le salen los primeros dientes, hasta los dos años, no se recomienda usar pasta de dientes para evitar que se la traguen, y cuando llegan a esa edad, se debe comenzar a utilizar pasta fluorada pero en cantidades muy pequeñas.

Hasta los 5 o 6 años hay que ayudarles a limpiarse los dientes, ya sea limpiándoselos nosotros mismos o supervisando cómo lo hacen ellos y, una vez veamos que se apañan bien, debemos dejar que lo hagan solos para que se acostumbren y lo conviertan en una rutina diaria con la que deben cumplir un mínimo de dos o tres veces al día.

En Achútegui Dental nos encanta recibir a los más pequeños de la casa y ayudarles a aprender la importancia de cuidar sus dientes día a día.

También te puede interesar:

943 463 215